eoi_mitos
mit_divanmit_lenguashoppe-libro-mitociencia-interior

Colección Mitos

$139.00

«No voy al psicoanalista porque no estoy loco», «El francés es un idioma hermoso y el alemán horrible», «¡Todos los cantantes de ópera son gordos!», «El amor es lo más maravilloso del mundo»… Para desmitificar estas creencias y muchas otras creamos la Colección Mitos.

Mitos

«No voy al psicoanalista porque no estoy loco», «El francés es un idioma hermoso y el alemán horrible», «¡Todos los cantantes de ópera son gordos!», «El amor es lo más maravilloso  del mundo»… Para desmitificar estas creencias y muchas otras creamos la Colección Mitos.

NUEVO TÍTULO: Mitos del siglo XXI: charlatanes, gurús y pseudociencia
En este libro se tratan de una manera amena y divertida las creencias populares relacionadas con el New Age, las cuales, entre religión, filosofía y ciencia, promueven un estilo de vida alternativo. Esta obra se encarga de desmitificarlas y ponerlas en evidencia a la luz de su falta de rigor científico.

Títulos de la colección:

1. Mitos del diván: Es un libro entretenido y práctico en el que se develan muchas  de las verdades sobre el psicoanálisis. En él, usted encontrará respuestas a muchas de las preguntas que alguna vez se ha hecho, y que, aun en un diván, no ha podido aclarar.

2. Mitos de la lengua: Es un libro que, de manera amena, entretenida y práctica,  aclara muchas de las verdades de uno de los más importantes recursos del hombre para enfrentarse al mundo: la lengua. Aquí están las respuestas a  las preguntas que nos hacemos acerca de nuestra manera de expresarnos y  la de los demás, mientras se aclaran los mitos que la mayoría cree verdades.

3. Mitos de la ciencia. Un mito es una creencia o suposición que forma parte del inconsciente colectivo y la mayoría de las veces —si no es que todas— se cree ciegamente. Por eso creamos este libro en el que Luis Javier Plata Rosas, se encarga de desmitificar creencias modernas brindando información objetiva, clara, amena y, sobre todo, fidedigna, demostrando que un millón de personas sí pueden estar equivocadas.